Tenemos un sueño, y nos hemos empeñado en que se haga realidad. Queremos un planeta mejor para las generaciones futuras  y, para conseguirlo, educamos en responsabilidad medioambiental.
El día 22 de abril, en el “Día de la Tierra”, nuestro colegio se ha llenado de pájaros de colores, de semillas, de flores, de verde como la naturaleza que tenemos que cuidar, y de azul como el mar que tenemos que proteger.
En Ed. Infantil, el alumnado plantó semillas que lleva a casa ya germinadas, decoraron su diadema de “guerreros medioambientales” llevando en su mano la más maravillosa “búsqueda del tesoro” que pueden hacer: encontrar la “vitamina N” estando en contacto con la naturaleza.
Los mayores, estudiaron las siluetas de muchos pájaros en vuelo y parados y, con ellos, llenaron las manos de una Tierra plena de vida y color.

 

Destacado: